miércoles, enero 09, 2019

Fin de sueño


por Luciano Doti

La mañana que hurgando en mi biblioteca encontré un ejemplar de la Interpretación de los sueños de Freud, me di cuenta de lo absurdo que había sido eliminar la capacidad de dormir que teníamos los seres humanos. En los sueños estaba la puerta a nuestra parte inconsciente, a la creatividad, a pensar sin mapa.
Decidí salir a la calle en busca de una solución; aunque, a decir verdad, al principio no sabía muy bien qué buscaba. Recordé que solía haber unas pastillas que provocaban el sueño. En las farmacias ya no se vendían, pero conocía a cierta persona que podía ayudarme con ese tipo de cosas.
Resultó que esa persona tenía varios tipos de drogas, ninguna para dormir. Sin embargo, me indicó un lugar donde había, al cual, según su consejo, debía ir con sumo cuidado.
Era el depósito de una droguería, la única que seguía produciendo esas pastillas para altos jerarcas del partido. Un hombre apostado en la puerta custodiaba el ingreso. Como ya era tarde, mi primera reacción fue esperar a ver si se dormía para sortearlo cual obstáculo; la segunda, darme cuenta de que esperaría toda la vida.

Etiquetas: , , ,



2 Comments:

Blogger Neogéminis Mónica Frau said...

Buen relato. Breve y muy simbólico.
Saludos

11:04 a.m.  
Blogger El Demiurgo de Hurlingham said...

Original relato distopico. ¿A quien se le ocurriría eliminar el sueño? Pero también han ocurrido absurdos.
Bien contado.

11:09 a.m.  

Publicar un comentario

<< Home